Sesión para usuarios registrados

Sólo para usuarios registrados
¿Acepta sugerencias de menús? ¿O guardar sus recetas favoritas?

Crear mi perfil o
Blog
Blog

#FoodNetworkDescubre: Fat Boy Moves (Ciudad de México, México)

Un día, una repostera mexicana y un chef coreano-americano se enamoraron en Nueva York y decidieron abrir un restaurante en la Ciudad de México para cambiar por completo nuestra percepción de los sabores de México y Corea.

Parece la sinopsis de una comedia romántica protagonizada por Meryl Streep (quien, evidentemente, puede hacerse pasar por mexicana), pero la verdad es que se trata de la historia que dio origen a Fat Boy Moves, uno de los comedores más interesantes de la Condesa.

Una pequeña caja negra, con onda urbana y neoyorquina, se presta como escenario para una fusión de ingredientes que nos dejó impresionados y deseando más. Uniendo preparaciones de la cocina coreana con los ricos sabores de la mexicana, en Fat Boy Moves te presentan un menú innovador que siempre te motivará a probar algo nuevo.


Desde la coliflor preparada con salsa gochujang y ajonjolí, pasando por su increíble bibimbap con huevo estrellado, hasta las amadas cochidonas, aquí ningún plato deja de impresionar, retar y encantar. Lo más bonito de todo es que Marifer y Allen, los protagonistas de esta historia/dueños del lugar, están atentos desde la barra y entre las mesas mientras los comensales prueban sus experimentos culinarios.
Como si esto no fuese suficiente, todos los meses tienen un postre sorpresa que no sabes si quieres fotografiar, abrazar o comer. Cuando fuimos, tuvimos la dicha de probar un sorbete de piña con crema de coco, presentado como la orilla de una playa con una cola de sirena (hecha de chocolate blanco). Era precioso y delicioso.

Si te estás muriendo de antojos y curiosidad, prepárate para ver el recorrido completo en nuestro video de Facebook:


***

Dónde: Tamaulipas 147, Hipódromo la Condesa, CDMX.

Estilo de comida: Aunque la gente suele ir por sus postres (especial atención a las honey butter chips: papas fritas con mantequilla, miel y helado), el menú de comida consiste en platos coreanos con toques mexicanos o platos mexicanos con toques coreanos. Para que entiendan, el día que fuimos probamos un “flatbread taco” con bulgogi, col morada, chiles encurtidos y puré de aguacate. Y sí, ¡estaba tan rico como se lee!

Ambiente: El lugar se asemeja a una caja negra con toques de neón muy neoyorquinos. El menú está escrito en un pizarrón sobre la barra, donde se preparan la mayoría de los platos. No es un comedor para grupos grandes, sino para un par de amigos que estén interesados en probar una particular fusión de sabores y raíces.

 

Deja un comentario

Disculpa, debes iniciar sesión para escribir un comentario.